¡Sí! En caso de que imprimas el código, tu cliente va a poder escanearlo directamente del cupón. Te dejamos algunas recomendaciones para que pueda hacerlo exitosamente:

- No dobles ni marques el cupón. Cualquier marca o raspadura podría impedir la lectura.

- Apoyá el cupón sobre una superficie plana para que tu cliente pueda escanearlo correctamente.